Municipalidad de Corral de Bustos Ifflinger
21/06/2018

Cuidado con el Monóxido de Carbono

Recuerden que revisar los artefactos y mantener la ventilación disminuyen el riesgo de intoxicación.



La Dirección del Centro Asistencial Ifflinger recomienda precauciones a la hora de usar elementos para calefaccionar que emitan monóxido de carbono.

El monóxido de carbono es un gas muy peligroso producto de la combustión incompleta, originada en el mal estado de las instalaciones, insuficiente ventilación o instalación de artefactos en lugares inadecuados. Es muy tóxico y no es detectable a través de los sentidos. El monóxido de carbono es incoloro, inodoro e insípido.

Los síntomas de intoxicación con monóxido de carbono son:
- Dolor de cabeza
- Dacaimiento y falta de fuerza
- Falta de aire
- Vómitos y Náuseas
- Desmayo / Mareos

Entre las medidas preventivas destacamos:
- Una revisión periódica de los artefactos por un gasista matriculado
- Permita siempre el ingreso de aire al ambiente desde el exterior, suficiente como para renovarlo: a veces una rendija puede salvarnos la vida
- Verifique que la llama de los artefactos sea de color azul
- Es indispensable que las salidas de los gases al exterior estén libres de obstrucciones
- No dormir con braseros encendidos
Compartir en: Facebook  

Al reproducir contenido de este sitio web, recuerde citarnos como Fuente.
Últimas noticias de Actualidad